“El idioma de los pájaros” es un libro  que habla de cómo vivir asombrado; es un libro de aquellas personas que  se consideran peritos del asombro en el caminar cotidiano, fotógrafos de esa identidad olvidada, describieron los presentadores del nuevo libro de Marco Antonio Besares Escobar, el pasado sábado 16 de diciembre, en la librería del Fondo Cultural José Emilio Pacheco, de la UNACH.

Entre una comunidad de académicos, artistas, amigos, y familiares, Marco Antonio Besares realizó la presentación de su nuevo libro titulado “El idioma de los pájaros. Imágenes, crónicas y poemas sobre las aves de Chiapas”. Como el autor señaló, el libro se sesga un poco de los que regularmente ha escrito como profesional en Derecho y Economía,  porque no es para expertos o principiantes en la materia de las aves, sino para todos aquellos que quieran maravillarse con la diversidad de Chiapas, que “anda suelta, trinando, gorgoreando, revoloteando”.

Por eso, el Senador, Zoé Robledo, uno de los presentadores, dijo que la temática del libro no es para doctos, ornitólogos,  ni fotógrafos, pero sí es uno para aquellos con especialidad en algo que la humanidad ha perdido,  el asombro.

“Para aquello quienes se consideran peritos en el asombro en el caminar cotidiano, fotógrafos de esa identidad olvidada, poetas sin fetiches, para todo aquel que quepa en esa amplia descripción, el libro es para ellos”, destacó.

Aunque no es un libro con la estructura y el rigor científico,  el libro fue editado por el Instituto de investigaciones Jurídicas porque es un libro de derecho y “de pájaros que vuelan derecho y otros que no lo hacen tanto", refirió el senador.

Por su parte, Carlos Nataren, otro de los presentadores, señaló que sin duda es un libro de derecho, un instrumento referente del sistema especifico de protección de las aves y de todos los animales que viven en vulnerabilidad.  

 Además señaló que el título del libro se quedó corto porque no registra una mera recuperación de imágenes bonitas, “ habla de cómo vivir asombrado, de cómo encontrar en los detalles la respuesta y de cómo a través de estas miradas que se convierten en fotógrafos se pueden hilar historias, reunir memorias y se puede contar toda una vida de compromiso social y de amor a la naturaleza y de trabajo intelectual”, enfatizó el senador.

Finalmente, Marco Antonio Besares describió que el volar de los pájaros es un acto de confianza, porque dice “la primera vez que lo hace, un pájaro sabe que sus alas son capaces de superar el paso al vacío”. 

Idalia Díaz/El Tiempo de Chiapas

 

Volver