Después de años convulsos la calma parece haber llegado finalmente al Colegio de Estudios Científicos y Tecnológicos del Estado de Chiapas (CECyTE), que al final del sexenio concluye la administración lejos de los escándalos, quebrantos financieros y paros laborales como los que actualmente enfrentan otros sistemas educativos del nivel medio superior en la entidad chiapaneca.

La historia reciente del CECyTE Chiapas no ha sido nada sencilla. Los señalamientos y conflictos internos colocaron a la institución en una encrucijada compleja que provocaron constantes relevos intempestivos dentro de la Dirección General durante el último año. Al actual director general, Julio César Domínguez Márquez, le ha tocado enfrentar un verdadero reto que parece estar librando mucho mejor que sus antecesores.

En honor a la verdad, se debe reconocer que en menos de dos meses el CECYTE Chiapas ha entrado en un cierto lapsus de serenidad. Con muy contados incidentes, a diferencia de lo que sucede en sistemas educativos como el Colegio de Bachilleres de Chiapas (COBACH), los más de 40 planteles del CECyTE en la entidad funcionan con absoluta normalidad.

La Dirección General realizó en tiempo el pago del retroactivo y demás prestaciones laborales y eso evitó que los conflictos se desataran a mayor escala. Destaca también la aplicación de una auditoría externa a los 12 procesos y 36 procedimientos del sistema de gestión de calidad CECyTE dentro las oficinas centrales y a los planteles de San Fernando y Palenque.

Finalmente se inauguró el plantel 46 en la localidad de América Libre de Chiapas de Corzo y se dotó de nuevas herramientas a 17 centros educativos para el procesos de enseñanza teórico-práctico, beneficiando a más de cinco mil alumnos; se trata de un proceso de equipamiento que había esperado por un tiempo.   

El CECyTE es una institución de suma relevancia para el desarrollo educativo de la entidad. Durante años ha sido una valiosa alternativa para miles de habitantes de regiones del estado donde otros sistemas no han llegado o tardaron demasiado en llegar. Es sin duda, el principal sistema estatal formador de especialistas técnicos que ha dado grandes talentos al campo profesional estatal.

Y los ejemplos sobran. Recientemente estudiantes de CECyTE Chiapas lograr su pase al Torneo Mundial de Robótica Educativa (WER) que podría llevarlos al campeonato mundial que se realizará en Shangai, China. Además de los primeros lugares obtenidos por alumnos de este mismo sistema educativo dentro del XX Festival Nacional de Arte y Cultura, en las categorías de poesía y cuento corto.

Por eso resulta importante fortalecer gubernamental el apoyo a este sistema educativo. Su potencial es evidente y requiere a gritos de un nuevo impulso reforzado son miras a los nuevos planes de gobierno. La posibilidad de mantener el nuevo proceso de reconstrucción interna y dar continuidad a los avances logrados en materia de estabilización y mejoras educativas debe ser una idea a considerar para la siguiente administración sexenal.

Un nuevo cambio de timón significaría inevitables consecuencias para la estabilidad institucional y sus más de 18 mil alumnos. El CECyTE Chiapas requiere hoy más que nunca de constancia y una reconfiguración interna sin nuevos cambios abruptos, por el bien de la educación media superior en Chiapas y este entrañable sistema de formación técnica que tanto a dado a muchas generaciones… así las cosas.    

Volver